Un Paseo por las Tumbas | Zacateks.com

Un Paseo por las Tumbas

Si bien el título de la más reciente cinta de Liam Neeson parece más sacado de una cinta de terror que de cualquier otro género, es claro que el contenido de la misma se acerca más al escaso cine negro que poco a poco pierde interés dentro de la industria cinematográfica, que nos ha dado claros ejemplos de que se pueden hacer grandes obras, muchas de ellas provenientes de la literatura de principios del siglo pasado, y que hoy en día ya no se encuentran ecos de ese glorioso cine policíaco.

Un Paseo por las Tumbas narra la historia de un detective de policía que decide retirarse y refugiarse en el alcohol para ahogar sus penas y así olvidar los fantasmas que lo persiguen producto de lo que pudo haber hecho pero no hizo, y que entonces es contratado por un narcotraficante cuya esposa fue secuestrada y asesinada, es entonces que Matt Scudder sale en la búsqueda de los responsables de este crimen, sin reparar en las consecuencias que de ahí se derivan.

Liam Neeson en cierto sentido pareciera representar a ese personaje de héroe de acción que ya le hemos conocido en cintas como Búsqueda Implacable, Desconocido, Non Stop: Sin Escalas, con la expresión siempre fría, dura, calculadora, pero en esta ocasión se maneja en una vertiente más introspectiva y oscura, ya que así lo amerita el relato, pero que por momentos es difícil olvidar a aquellos personajes que salvaron el día en sus anteriores cintas, aunque aquí, va más en busca de un sendero de redención que para el final de la cinta no nos queda claro si realmente ha logrado salvar su alma o se ha quedado en ese infierno personal.

Algunos elementos que podemos destacar de la cinta, es ese ambiente hostil en el que se desarrolla la historia, se apega a los cánones del género, utiliza algunos de sus clichés, unos de buena manera y otros no tanto, los ambientes se acercan más al cine contemporáneo que al clásico cine negro y las dosis de violencia son necesarias para generar ese desconcierto en el espectador, porque claro está, que en términos de representación esta película va un poco más allá de lo explícito y será necesario poseer un poco de estómago para algunas de sus escenas más gráficas.

Algo que juega en contra de esta película, es el hecho de que se abuse de algunos recursos del género que en ocasiones pueda caer dentro de lo caricaturesco, posee algunas subtramas que no están del todo bien desarrolladas y en ocasiones el director se empeña en justificar las acciones del personaje principal de una manera reiterativa, lo que puede ocasionar en el espectador una sensación de cansancio al repetir una y otra vez ciertas ideas, pero lo bueno es que Liam Neeson a pesar de su seriedad y pulcritud actoral, si logra generar un mínimo de empatía como para soportar dichas acciones.

Un Paseo por las Tumbas es un regreso digno de este tipo de historias oscuras, que se desarrollan en el corazón de la ciudad, que muestran la violencia propia de cada día, y que dentro del género al que pertenece es como una brisa de aire fresco, si bien no será una cinta recordada por resucitar al film noir, al menos cumple con tener una historia interesante, en términos generales bien desarrollada y que demuestra que se pueden hacer filmes con altas dosis de violencia pero no por ello renunciar a la calidad, esta que es una característica del cine contemporáneo y que en la gran mayoría de las películas puede parecer como un recurso gratuito, pero que aquí ayuda a aportar ese elemento de desagrado necesario que no deja a la audiencia indiferente ante lo que pasa en pantalla.

Por Oswaldo Tagle Damasco