Senado aprueba en lo general la reforma energética | Zacateks.com

Senado aprueba en lo general la reforma energética

Con 95 votos a favor y 28 en contra, el Senado aprobó en lo general la reforma energética, dando así el primer paso para abrir los sectores petroleros y eléctricos a la inversión extranjera.

La aprobación representa también el fin a una etapa de 75 años, tras la expropiación petrolera encabezada por el ex presidente Lázaro Cárdenas, en 1938.

Una mayoría integrada por el PRI, PAN y el Partido Verde se impuso ante la oposición del PRD, PT y Movimiento Ciudadano, tras dos días de largas exposiciones que buscaban postergar la votación.

Después de la aprobación en lo general del dictamen, se dio paso a la votación en lo particular de los artículos 25, 27 y 28 de la Constitución que serán reformados y de los 21 artículos transitorios del dictamen.

PRD y PT anunciaron que se reservaban cada uno de los 24 artículos del documento, por lo que se preveía una larga noche de discusión en el recinto legislativo.

Previo a la votación, el PRD encabezó una protesta en el salón del pleno del Senado. El primero en actuar fue el senador Manuel Camacho Solís, ex priísta, quien usó su intervención para transmitir desde su iPad la grabación de un discurso del ex general Lázaro Cárdenas, defendiendo la soberanía energética de México.

El audio incomodó a los priístas, pues la Presidencia usó la figura de Cárdenas para convencer a la población de que la reforma no es privatizadora.

Acto seguido, la bancada perredista se le unió y desplegó una gran manta sobre la tribuna del Senado con la leyenda “No a la privatización”, y colocó un letrero debajo del atril, el cuál decía: “Quien comienza comprando la Presidencia, termina vendiendo al país”.

La reforma Constitucional permitirá que Pemex y la Comisión Federal de Electricidad (CFE) pueden suscribir diversos tipos de contratos y diferentes modalidades de pago, como son: servicios con pago en efectivo; de utilidad compartida, con el pago de un porcentaje de la utilidad; de producción compartida, con un porcentaje de la producción obtenida; o de licencia, a través de la transmisión en especie de los hidrocarburos extraídos. Éste último ha sido el que ha generado más rechazo entre los partidos de izquierda.

Otro cambio que incluye la reforma es la expulsión del Sindicato controlado por el senador priísta Carlos Romero Deschamps, del Consejo Administrativo de Pemex.

Actualmente, el Consejo cuenta con 15 integrantes: seis del Gobierno federal, con el Secretario de Energía como presidente; cinco del Sindicato, y cuatro independientes. Con la nueva integración, sólo habrá cinco del Gobierno y cinco independientes.

La reforma aprobada es una mezcla de la iniciativa que presentó el presidente Peña Nieto en agosto pasado, y la iniciativa que también presentó el PAN en el Senado. La iniciativa del PRD, que no incluía cambios constitucionales y mantenía el modelo energético del gobierno mexicano, fue descarta por estas razones del proyecto.

Una vez que  la votación en lo particular concluya en el Senado, éste deberá enviar la reforma a la Cámara de Diputados para su ratificación.

El PRI, PAN y PVEM también tiene mayoría para lograrlo. Posteriormente, por tratarse de una reforma constitucional, será enviado a los Congresos estatales, excepto la ALDF, para que sea aprobada en al menos 16 de los 31 Estados.

Fuente: ver enlace