América y Monterrey inician con ventaja en la liguilla del Cl13 | Zacateks.com

América y Monterrey inician con ventaja en la liguilla del Cl13

Liguilla1

Un gol de Raúl Jiménez bastó para que el América derrotara 1-0 a los Pumas e hiciera valer su condición de favorito.

Los dirigidos por Miguel Herrera mostraron mayor oficio para sacar adelante un encuentro parejo, atractivo para la tribuna, y en el que ambos equipos tuvieron oportunidades de ganar.

La escuadra auriazul batalló desde el principio para contener a unas Águilas que salieron a presionar la salida de los locales y mostraron más determinación para acatar.

Apenas en el primer minuto de juego, Martín Romagnoli tuvo que aplicarse a fondo para despejar un centro venenoso de Paul Aguilar y después fue el portero Alejandro Palacios quien estuvo atento para salir a cortar 2 pases que habían ganado la espalda de sus zagueros.

El propio “Pikolín” evitó, con un vuelo espectacular, que un disparo de media distancia de Rubens Sambueza, al 12′, terminara en el fondo de su meta.

La UNAM tardó más de un cuarto de hora en sacudirse el dominio de los de Coapa y lo hizo gracias a un gran desborde y centro de Martin Bravo por la derecha que no terminó en gol fue porque entre Moisés Muñoz y el poste desviaron a tiro de esquina el remate de Robín Ramírez.

Sin generar muchas jugadas ofensivas, los locales le quitaron el control del balón a las Águilas, pero un descuido permitió que el equipo de Miguel Herrera abriera el marcador.

Más preocupados por marcar a Christian Benítez, la defensa universitaria dejó que Raúl Jiménez ingresará prácticamente solo al área chica.

Tras un gran pase de Paul Aguilar, el ecuatoriano y sacó un centro exacto a la llegada del ‘9’ azulcrema, quien sólo tuvo que poner la cabeza para mandar el esférico al fondo de las redes, al 28′.

Desconcertados por verse en desventaja, Pumas no fue capaz de volver a atacar en el resto del primer tiempo, mientras que América también disminuyó su intensidad.

El ingreso de Luis García en sustitución de Josecarlos Van Rankin en el complemento no sólo le dio otra cara a los del Pedregal, sino que propicio un duelo más abierto, por momentos de ida y vuelta.

Un disparo a quemarropa de Raúl Jiménez que Alejandro Palacios salvó milagrosamente y un mano a mano que Robín Ramírez perdió ante el guardameta azulcrema resumen la tónica que tuvo el segundo tiempo.

Para aspirar a las Semifinales, los Pumas deberán vencer al América y marcar al menos 2 goles el sábado en el Estadio Azteca.

Carecen Pumas de ataque

Mientras Pumas le faltó contundencia para aprovechar su condición de local, América no perdonó.

La falta de un hombre que pueda marcar diferencia en la delantera universitaria le pesó como una losa al equipo en esta Liguilla.

De inicio, el técnico Antonio Torres Servín volvió a dejar la zona de definición en manos de Martín Bravo y Robín Ramírez, quienes estuvieron titubeantes y sin aplomo necesario para aprovechar los 3 despistes que tuvo la zaga americanista.

Fue hasta el complemento cuando hizo ingresar a Luis García por el amonestado Josecarlos van Rankin y modificó a línea de 5 pero ni así pudo hacer que el equipo llegara con más hombres al ataque, de hecho se olvidaron de los disparos de media distancia.

América, por su parte, tuvo que hacer un ajuste obligado en su defensa por la baja de Diego Reyes por lesión, antes de que se cumplieran los primeros 30 minutos del partido.

La ausencia del próximo jugador del Porto no se notó porque Juan Carlos Valenzuela estuvo certero en sus coberturas, de hecho le dio más solvencia a la defensa americanista.

Otra vez, la presencia de Rubens Sambueza fue definitiva para darle otro rostro al América que constantemente buscó el arco rival, apostando a tener en el ataque su mejor defensa.

La intensidad bajó tras la salida de Sambueza a quien seguramente cuidarán para el encuentro de vuelta, y América, sin excederse en el desgaste físico, manteniendo el orden y con una doble contención más probada con Jesús Molina y Juan Carlos Medina, logró apaciguar a unos Pumas que no tuvieron argumentos.

Con la mínima ventaja, pero la primera batalla fue para Rayados.

Con un gol de Humberto Suazo al minuto 19, y con grandes atajadas de Jonathan Orozco en el segundo tiempo, el Monterrey venció 1-0 a los Tigres en el Clásico 98, para tomar una ligera ventaja en los Cuartos de Final.

Tras un primer tiempo en el que los Rayados dominaron a placer y tuvieron al menos otras dos de gol en el segundo tiempo del duelo realizado en el Estadio Tecnológico, los Tigres se apoderaron del juego.

Y ya en el complemento si no fuera por Jonathan Orozco en al menos dos intervenciones, el Monterrey no hubiera salido bien librado de su propia casa.

El próximo sábado en el Estadio Universitario será el Clásico 99, el cual decidirá al equipo que avance a las Semifinales del Clausura 2013.

Tigres necesita ganar al menos 1-0 para avanzar, pero si Monterrey le anota uno, tendrían los felinos que marcar tres. El Monterrey puede incluso empatar 0-0 y colocarse en Semis.

Quizá pasó de noche al ser una serie de dos duelos, pero los Rayados retomaron la ventaja histórica en los Clásicos al llegar a su triunfo 35 por 34 de los felinos. Ha habido 28 empates. La suma da 97 duelos fraternales, pero es debido que el Clásico 29 no arrojó resultado al ser suspendido.

Después de un breve inicio, tenso por ambos equipos, Monterrey empezó a soltarse en la primera mitad y encontró pronto el gol.

Humberto Suazo culminó una jugada de varios toques que inició Severo Meza por la banda izquierda; éste tocó para Walter Ayoví, quien filtró al área para César “Chelito” Delgado, quien lanzó un centro al otro lado del área, en donde solo el chileno Humberto Suazo envió con potente derechazo el balón a las redes.

Ricardo Ferretti, quien no inició con el lateral derecho titular Israel Jiménez, aparentemente por decisión técnica, reviró y metió al medallista olímpico, enviando a Jesús Dueñas, quien estaba en la banda, a la contención, siendo José Francisco el “Gringo” Torres el sacrificado.

Los Rayados dominaron magistralmente la primera mitad. Apretaban desde la salida a los Tigres y forzaban a que los felinos salieran de su zona reventando el balón o tocando equivocado.

Sin embargo La Pandilla sólo pudo anotar un gol en ese periodo, aunque tuvo otras dos muy claras.

La primera un cabezazo de José María Basanta al minuto 17, pero el balón fue a las manos del portero Enrique Palos.

Al minuto 37 Hiram Mier remató un tiro de esquina, pero el balón salió ligeramente por encima del travesaño.

Todavía al 42′, “Chelito” se apoderó del balón en un mal despeje de un defensa felino, cedió el balón para Ayoví, quien solo tiró con potencia de zurda, pero Jiménez desvió con el tórax oportunamente el balón, salvando a los felinos.

Los Rayados cedieron terreno en el segundo tiempo, pero luego su intención de contragolpear se vio truncada ante un Tigres que con su buen manejo de balón se apoderó de la pelota.

Al minuto 54 vino la primera salvada de Orozco cuando paró un cabezazo a boca de jarro de Lucas Lobos, quien en el rebote volvió a tirar, pero Basanta desvió a tiro de esquina.

Tigres, que desde el primer tiempo cometió muchas faltas sin que el árbitro Alfredo Peñaloza se animara a a sacar la tarjeta, se salvó de ver expulsado a José Rivas, quien en los linderos de su área, y ya estando amonestado, trabó a Omar Arellano, quien estaba franco al arco para poder tirar o pasar.

Después, al minuto 73, vendría de nuevo el héroe de la noche, Orozco, quien desvió otro cabezazo en la raya, ahora de Carlos Salcido.

Todavía al 81, Orozco contuvo bien un tiro potente de Emanuel Villa.

Los Rayados dejaron claro que no querían recibir gol en casa, por la ventaja que daría a Tigres con el gol de visitante, y el DT Víctor Manuel Vucetich sacó del terreno a Suazo al 84′ y entró Édgar “Tepa Solís” para ayudar en la recuperación de balón.

Orozco, la figura de la noche, se quejó de un dolor en el muslo derecho, pero aún no se dictamina si fue algo de mayor gravedad como un desgarro.

El próximo Clásico será el sábado en el Uni a las 19:00 horas, luego de una batalla con ventaja albiazul, pero muy lejos de ser definitiva.

Vía: http://e-veracruz.mx/

Etiquetas:, , ,