Zacateks.com

pilas_alcalinas_contaminacion

 

Expertos del Centro de Investigación y Estudios Avanzados (Cinvestav) alertaron sobre los daños a la salud que puede causar la contaminación por pilas alcalinas usadas y erróneamente desechadas, que incluso provocan la muerte de personas.

Una pila alcalina usada y arrojada a la basura puede contaminar hasta 100 mil litros de agua y originar cáncer, problemas en riñón, pulmón y el sistema nervioso central e inclusive el fallecimiento, según la cantidad de ingesta de sus materiales, en particular de mercurio cadmio.

Los investigadores Jesús Torres Torres y Alfredo Flores Valdés, del Cinvestav Unidad Saltillo, comentaron que cuando las pilas alcalinas son desechadas los compuestos químicos tóxico de manganeso, zinc, cadmio y mercurio comienzan a degradarse y se filtran al subsuelo, contaminando el agua que ahí se encuentra.

“Si esto puede hacer una sola pila alcalina, imaginen lo que hacen los más de mil millones de baterías que anualmente se generan en el país”, subrayaron ambos especialistas en un comunicado.

En promedio, abundaron, en México se emplean 10 baterías por habitantes, en un país de 110 millones, por lo que la contaminación que se genera en el ambiente y el daño a la salud “es muy grave”.

Consideraron que si en lugar de desechar las pilas alcalinas éstas se reutilizaran, no sólo se evitaría la contaminación, sino que se podrían generar productos útiles para la industria.

En ese sentido, los investigadores del Departamento de Ingeniería Metalúrgica iniciaron en 2006 un proyecto científico para dar tratamiento a estas baterías, mediante lo que se conoce como reducción aluminotérmica.

Torres Torres y Flores Valdés explicaron que con ese proceso utilizan los óxidos de manganeso y de zinc como materia prima secundaria para crear productos en el área de la metalurgia.

Las pilas son muy útiles, pues generan energía eléctrica a partir de reacciones químicas; una vez que se agotan, los elementos químicos como zinc y manganeso se pueden reciclar y aplicarse para fabricar ferroaleaciones o aleaciones de aluminio, útiles en la industria automotriz.

Flores Valdes señaló que cada pila alcalina contiene casi 30 por ciento de óxido de zinc y 30 por ciento de óxido de manganeso, entre otros compuestos, los cuales se emplean para fabricar aleaciones base aluminio.

De acuerdo con el científico, estas aleaciones son muy utilizadas en la industria automotriz para elaborar el monoblock, los pistones, el sistema de enfriamiento, los ductos o el escape de un automóvil.

Este proceso también reduciría costos en la industria, pues no se utilizaría materia prima pura como el zinc, que lleva un proceso largo y costoso en su extracción.

“Nosotros obtendríamos zinc puro, del óxido de las pilas alcalinas usadas, con las mismas características físicas, mecánicas y térmicas, pero a menor precio”, aseveraron.

Los expertos destacaron que en México se consume al año casi un millón de toneladas de aluminio, el cual se importa porque México carece de este material, de las cuales 450 mil toneladas son para el sector automotor.

Vía: http://www.eluniversal.com.mx/

Etiquetas:, ,