4 buenas maneras de hacerte notar frente a tu jefe | Zacateks.com

4 buenas maneras de hacerte notar frente a tu jefe

Esperemos que hayas dejado de vivir con la ilusión de que si eres talentoso y trabajador, las personas se darán cuenta mágicamente de tu talento y esfuerzo, y sólo por ese hecho recibirás tu justa recompensa. 

Hay muchas cenicientas allá afuera que viven con la esperanza de que el príncipe azul de los ascensos y las promociones llegará al trabajo en cualquier momento. Esas personas se deprimen y viven desilusionadas con el paso del tiempo ya que conseguir un ascenso significa ser visto, notado, y eso es algo que no ocurre por sí mismo. Está en tus manos hacerlo posible y para ello puedes recurrir a estas cuatro estrategias que puedes utilizar con la mayor frecuencia posible:

Ofrécete para realizar pequeñas tareas

Manténte alerta a las oportunidades que te permitan hacer alguna o todas las siguientes cosas:
– Demostrar tus mejores habilidades
– Expandirte o crecer de alguna manera
– Unir esfuerzos con los intereses más importantes de tu jefe

Presta mucha atención para que puedas ver el momento en que las oportunidades surjan. Asegúrate de llegar antes de que los demás descubran que la oportunidad existe.

Di lo que piensas al menos tres veces en cada reunión a la que asistas. Si eres introvertido, esto puede parecerte un poco excesivo pero hay maneras en las que te puedes entrenar y preparar. Este es un mundo dominado por extrovertidos, donde las personas a las que les toma más tiempo formular sus pensamientos con frecuencia descubren tarde que la conversación ha virado en otra dirección sin oportunidad para responder a tiempo.

Esta es una solución simple: Hazte de la agenda con anticipación, tómate tu tiempo para leerla con calma y llevar notas a las reuniones con tus ideas y sugerencias. Un simple vistazo a tus notas durante el debate en una reunión puede traer puntos sugerentes a la mesa. Si permaneces en silencio, algunos pueden asumir que no está pasando nada por tu cabeza. No dejes que nadie piense eso, especialmente tu jefe.

Manténte informado y demuéstralo

Hoy día es sencillo mantenerse informado. Lee, navega por internet o platica con colegas de tu profesión; manténte actualizado y en contacto con lo que está sucediendo en tu campo. Al mismo tiempo, cerciórate de que en tus conversaciones, memos o cualquier medio de comunicación importante en el trabajo, dejes huella de lo que has aprendido y algunas conclusiones personales sobre la información que has acumulado. Tómate tu tiempo para reflexionar sobre algunas ideas útiles y después asegúrate de compartirlas con los demás.

En las organizaciones hoy día, estar informado acerca de lo que ocurre a lo largo de la semana es solamente una parte del trabajo. La otra es tener visión para planear en base a esos conocimientos; la gente recompensada con ascensos y promociones es aquella que tiene visión para ser estratégicos más que reactivos.

Documenta tus éxitos

Hazle saber a la gente que te rodea todo el tiempo qué es lo que está sucediendo y conviértelo en una rutina. Cuando estés por entrar a una reunión con alguien, cerciórate de que la agenda de trabajo sea clara. En caso necesario, envía un correo electrónico para confirmar quién está haciendo qué y envía copia a las personas claves.

De igual forma, cuando recibas un comentario positivo de alguien o un agradecimiento, reenvíaselo a tu jefe, asumiendo que él querrá conocer los buenos comentarios que surjan sobre su área. Después de todo, tu éxito es también el suyo.

Mucha gente, especialmente las mujeres, suelen protestar porque no se sienten apreciadas, valoradas o bien, consideran que sus colaboradores y jefes las dan por hecho. No olvides que tienes que tomar la iniciativa para asegurarte de que tus esfuerzos sean premiados y que tu trabajo sea apreciado.

 

Fuente

 

 

Etiquetas:, ,